Noticias

10 jóvenes resultaron ganadores, de un grupo de 100 participantes que fortalecieron sus conocimientos y capacidades emprendedoras para generar su autoempleo.

En el marco del proyecto “Generación y Fortalecimiento de Autoempleo a través de  emprendimientos Juveniles en los Distritos de Celendín y Huasmín” impulsado por la Asociación Los Andes de Cajamarca (ALAC) organismo corporativo de Yanacocha, y ejecutado por el Instituto para el Desarrollo Regional (IDER) César Vallejo, se realizó la ceremonia de premiación a los 10 mejores Planes de Negocio presentados por jóvenes de escasos recursos económicos que participaron de los talleres de capacitación promovidos por el proyecto.

Los ganadores, cuyas edades oscilan entre 18 y 29 años, expresaron su alegría y compromiso para hacer realidad su negocio, el mismo que será implementado en un lapso de 6 meses, tiempo que dura la primera etapa de este importante proyecto cofinanciado por FONDOEMPLEO y Yanacocha. Aquellos que no hayan resultado ganadores, tendrán la oportunidad de acceder a un sistema crediticio que contribuya con la puesta en marcha de su negocio.

El monto asignado para cada uno de los ganadores de los mejores Planes de Negocio asciende a 1,800 nuevos soles cuyas iniciativas de emprendimiento se ubican entre los rubros de alimentos precocidos, florería, confección y comercialización de prendas de vestir, venta de plásticos y productos lácteos, botica, crianza y venta de cuyes. Estas iniciativas están orientadas a incrementar sus ingresos y generar empleo dentro de su entorno. Todos los negocios implementados contarán con la asesoría y acompañamiento de IDER César Vallejo y la supervisión de ALAC.

Marleny Vásquez Vargas fue quien obtuvo el mayor puntaje, ella, a pesar de no contar con primaria completa ha sido la participante que más provecho ha sacado de las capacitaciones, “…en las capacitaciones he aprendido mucho a pesar de no tener mi primaria completa, he estado muy atenta para aprender todo lo que pueda”. A pesar de su joven edad y tener una fuerte carga familiar sale adelante con su negocio de menestras precocidas, el mismo que con el capital semilla desea ampliar y mejorar, ella nos manifestó: “Me siento un poco nerviosa y alegre también porque he ganado un capital que me ayudará a ampliar  mi  negocio y ganar más, así voy a mejorar mi vida y la de mis hijos. El dinero lo invertiré en comprar un molino eléctrico para que chanque más rápido el trigo, así tendré más tiempo para otras cosas también”.

En este primer grupo se capacitaron 100 jóvenes de distintos caseríos de los distritos de Huasmín y Celendín, quienes han fortalecido sus conocimientos y habilidades en temas de generación de ingresos, planificación, atención al cliente, comercialización, entre otros.